Overblog
Editer l'article Suivre ce blog Administration + Créer mon blog
10 septembre 2012 1 10 /09 /septembre /2012 22:16

 

 

ACTO I

La acción tiene lugar en Alemania, durante la edad media. El primer acto se inicia en un magnífico jardín. Al fondo se ve un castillo, la mansión del príncipe Sigfried y su madre, la princesa reinante.
El alegre príncipe ha llegado a su mayoría de edad. Las muchachas y los jóvenes del lugar han acudido al castillo y felicitan a Sigfried quién les ofrece una fiesta y todos bailan animadamente. El príncipe se halla a gusto entre los que hasta ahora han sido sus compañeros y amigos y parece divertirse mucho con las jóvenes que va escogiendo como parejas de baile. Las muchachas halagan a Sigfried, pues es costumbre que al cumplir la mayoría de edad elija a su futura esposa.
Durante la fiesta aparece la princesa madre y la danza se interrumpe para recibir a la augusta señora y a su séquito. Sigfried abandona a su pareja y acude a saludarla, se inclina ante ella y besa su mano.
La dueña del castillo da consejos a su hijo, debe moderar sus diversiones y en especial le recuerda su deber de casarse y cumplir con las obligaciones que su linaje le impone. Sigfried asiente. Luego su madre anuncia a los asistentes que próximamente se celebrará un baile, en el cual Sigfried deberá elegir a su prometida.
Cuando la princesa se retira, reina una gran alegría entre los amigos de Sigfried, le felicitan, le abrazan y dan buenos consejos. Se ve pasar una bandada de cisnes y los jóvenes proponen salir de cacería, pero las muchachas se enojan. Sigfried duda, aunque finalmente se une a sus compañeros y alegremente se marcha con ellos hacia los bosques cercanos.

 

ACTO II

La escena se sitúa en la ribera de un maraviloso lago bañado por la luz de la luna. En realidad son los dominios del mago Von Rothbart quien se aparece con figura de buho o murciélago.
Los cisnes se deslizan por su superficie, dirigidos por uno que lleva una corona, cruzan el lago y se aproximan a la orilla. A medida que que saltan a tierra se van convirtiendo en bellísimas jóvenes que bailan hermosas danzas. Su reina, el cisne que lleva una corona es Odette.
Se oyen cercanos los cuernos de caza y ellas quedan sorprendidas cuando ven al príncipe que se aproxima lentamente hasta el lago. Sigfried queda deslumbrado ante la belleza de Odette, está seguro de no haber visto nunca una mujer tan hermosa; se acerca a ella y tembloroso le pregunta quien es.
Odette le cuenta su historia. Ella y sus compañeras están dominadas por un hechicero que las ha convertido en cisnes. Tan sólo a medianoche y por poco tiempo, le es pemitido volver a su forma humana. En vano ha suplicado al mago que les libre del cruel encantamiento, sólo desaparecerá cuando un hombre que no haya amado a ninguna otra mujer, le jure amor eterno.
Sigfried queda profundamente impresionado por el relato y le dice que él es el hombre que espera. Sin advertirlo se ha enamorado de Odette y su rostro y su figura han quedado grabadas en su corazón para siempre. Ardorosamente, le pregunta quien es el mago y se ofrece para matarlo, pero Odette atemorizada, se niega a su petición.
Enfurecido ante la audacia de Sigfried aparece Von Rosthbart. El príncipe se lanza sobre él con su arco, pero Odette impide que se derrame sangre y se interpone antre ambos, pues teme la venganza del mago.
Ante su actitud, Sigfried abandona la orilla del lago y vuelve con sus compañeros. El sol ya apunta en el horizonte y está emprezando a amanecer. Al conjuro del poder del mago, las jóvenes vuelven a convertirse en cisnes y desaparecen deslizándose sobre las aguas del lago.

 

ACTO III

Nos hallamos en el espléndido salón principal del castillo. Es la noche del baile y los sirvientes disponen los preparaivos del último minuto. La princesa y Sigfried entran con su séquito y ocupan sus lugares en espera de los invitados. El maestro de ceremonias llama la atención de la asamblea, se oye una fanfarria y se anuncian los invitados de paises muy diferentes. Las distintas princesas, de entre las cuales Sigfried ha de elegir esposa, se presentan ante él, pero éste no muestra interés alguno por ninguna de ellas.
Al finalizar un vals, durante el cual el príncipe baila con algunas de sus presuntas esposas, su madre le pide que haga su elección, pero él no está aún en disposición de poder hacerlo. En este momento, otra fanfarria anunciala llegada de un nuevo visitante, que no es otro que el mago Von Rothbart disfrazado de Caballero del Cisne Negro acompañado de su hija Odile a la cual mágicamente ha dotado de la apariencia de Odette. El engaño hace su efecto porque inmediatamente Sigfried solicita bailar con élla, mientras el resto de invitados se une a la fiesta. Odile ejecuta una maravillosa danza que deja a todos fascinados y Sigfried la presenta a su madre como la elegida, Von Rothbart se acerca y poniendo la mano de su hija sobre la del príncipe le pide que le jure eterno amor. Después de hacerlo, el mago revela su verdadera personalidad y la de su hija cundiendo el pánico entre todos los asistentes. Sigfried cae presa de la profunda angustia al darse cuenta del engaño del que sido objeto, mientras una de las ventanas se abre violentamente y aparece la verdadera Odette reprochándole con desesperación su promesa rota.

 

ACTO IV

Junto al lago, las doncellas-cisne danzan esperando el retorno de Odette. Su baile es lánguido, intranquilo, como presintiendo algo triste. La pálida luz de la luna ilumina el paisaje y resalta las hermosas figuras blancas y etéreas. Llega Odette que con gran desespero relata lo sucedido en el castillo y como el mago impedirá
que ella y Sigfried sean felices. Sus compañeras tratan de consolarla, pero Odette trata de arrojarse al lago para escapar del poder y opresión de Von Rothbart.
A tavés del bosque un joven llega corriendo: es Sigfried. Los dos enamorados se abrazan y declaran ardientemente su amor. Se desata una violenta tormenta conjurada por el diabólico mago, aparece Von Rothbart que se interpone entre ellos, y nada pueden contra su poder. Finalmente, Odette se lanza al lago y Sigfried incapaz de vivir separado de ella, la sigue. Su sacrificio rompe el hechizo, Von Rothbart desaparece y sobre el lago aparecen unidos los espíritus de Odette y Sigfried, se elevan y alcanzan en un éxtasis de serenidad infinita, la eterna felicidad.

 

 

Partager cet article
Repost0

commentaires

Présentation

  • : Le blog de Yul
  • : Música, Fotos y Humor. Loquillo, Fito, Rosana, ... Gente que sabe lo que dice y lo canta mejor aún.
  • Contact

Recherche - Buscar

Música Y Humor