Overblog
Editer l'article Suivre ce blog Administration + Créer mon blog
5 juillet 2013 5 05 /07 /juillet /2013 11:27

 

 


 

Madame Butterfly, la ópera más popular de Puccini:

 

La historia está repleta de finales trágicos, pero muy pocos alcanzan tanto la fibra sensible del público como la muerte de Cio-Cio-San. La música de Puccini es única por su capacidad de despertar emociones, de revelarnos como propia la felicidad o el dolor de sus personajes.

 

Madame Butterfly (Milán, 1904) narra la patética historia de una geisha de Nagasaki, Butterfly (Cio-Cio-San), que confía ciegamente en el amor de un cínico oficial de la Marina americana, Pinkerton, quien tras desposarla según una ley japonesa que le permite el repudio, ha regresado a su país. Cuando descubre que el hombre al que ama reaparece casado con una americana, solicitando hacerse cargo del hijo que ella ha dado a luz durante su ausencia, pone fin al sueño occidental que la había poseído y se suicida mediante el haraquiri. La obra se centra esencialmente en Butterfly, con una capacidad de amar y una delicadeza admirables. La partitura —con elementos de refinado exotismo— se adecua perfectamente a la figura de la frágil y sensible protagonista.

 

Ópera en tres actos. Libreto de Giuseppe Giacosa y Luigi Illica, basado en la obra teatral homónima de David Belasco. Música de Giacomo Puccini. Estrenada en el Teatro alla Scala de Milán el 17 de febrero de 1904. Estreno de una nueva versión en el Gran Teatro de Brescia el 28 de mayo de 1904. Estrenada en el Gran Teatre del Liceu el 10 de diciembre de 1909.

 

Lugar: Nagasaki Tiempo: finales del siglo XIX o principios del XX

 

 

Acto 1

 

En 1904, un oficial de la Armada estadounidense, a bordo del USS Abraham Lincoln, llamado B. F. Pinkerton alquila una casa sobre una colina en Nagasaki, Japón, para él y su novia, la quinceañera apodada Butterfly, que en realidad se llama Cio-Cio-San. Ha conseguido a la muchacha en matrimonio a través del casamentero Goro. Para ella, es un casamiento de por vida, pero para Pinkerton sólo se trata de una aventura fuera de su país. Él pretende, en secreto, divorciarse de ella una vez que encuentre una esposa estadounidense adecuada, pues las leyes de divorcio japonesas son muy laxas. La boda tendrá lugar en la casa, y Butterfly está tan animada por casarse con un estadounidense que antes, ella se convierte secretamente del budismo al cristianismo. Su tío Bonzo, un monje budista, descubre la conversión, va a la casa, la maldice y ordena a todos los invitados que se vayan, lo que hacen todos al tiempo que reniegan de ella. Butterfly y Pinkerton se casan de todas formas; tienen su apasionada, primera noche de amor (dúo Vogliatemi bene).

 

 

 

Acto 2

 

Tres años después, Butterfly aún espera que Pinkerton vuelva de Estados Unidos, pues la dejó poco después de su boda. Su criada Suzuki intenta convencerla de que él no volverá, pero ella no la escucha (aria Un bel dí vedremo). Goro, el casamentero que arregló el matrimonio, sigue intentando casarla de nuevo, pero ella no lo escucha tampoco. El cónsul americano, Sharpless, llega a la casa con una carta que le ha enviado Pinkerton, en la que le pide que le diga a Butterfly que vuelve a Japón, pero no con ella. Él comienza a leerla, pero no puede decidirse a acabarla porque Butterfly se altera demasiado al oír que Pinkerton regresa. Revela que tuvo al hijo de Pinkerton después de que él se fuera, pero ella no se lo ha dicho. El cónsul promete informar a Pinkerton del asunto y aconseja a Butterfly que vuelva a casarse con Yamadori, un príncipe que la pretende.

 

Desde la casa en la colina, tras sonar el cañón del puerto, Butterfly ve que llega el barco de Pinkerton a la bahía. Ella y Suzuki se preparan y esperan su llegada (Coro a boca cerrada). Suzuki y el niño se duermen, pero Butterfly se queda despierta toda la noche.

 

 

 

Acto 3

 

 

Suzuki se despierta por la mañana y Butterfly finalmente se duerme. Llegan Sharpless y Pinkerton a la casa, junto con la nueva esposa estadounidense de Pinkerton, Kate. Han venido porque, al enterarse de la existencia del hijo deciden recogerlo para criarlo en los Estados Unidos. Cuando Pinkerton ve cómo Butterfly ha decorado la casa para su regreso, se da cuenta de que él ha cometido un gran error. Admite que es un cobarde y no puede enfrentarse a ella, de manera que Suzuki, Sharpless y Kate le dan la noticia a ella. Ella se muestra conforme con entregar al niño si Pinkerton viene él mismo a verla. Mientras tanto, ella se disculpa con una estatua de Buda, luego se despide de su hijo y le tapa los ojos (Tu tu piccolo iddio). Luego se retira a sus habitaciones y se suicida con el cuchillo de su padre. Ella se tambalea, besa a su hijo y muere. Pinkerton se apresura a entrar, pero es demasiado tarde.

Partager cet article
Repost0

commentaires

Présentation

  • : Le blog de Yul
  • : Música, Fotos y Humor. Loquillo, Fito, Rosana, ... Gente que sabe lo que dice y lo canta mejor aún.
  • Contact

Recherche - Buscar

Música Y Humor